Tratamiento para la vaginitis tricomoniasis

¿Cómo puedo saber si tengo tricomoniasis? Para saber si tienes vaginitis tricomoniasis, tu médico puede querer examinar tu flujo vaginal o uretral bajo un microscopio o realizarte un análisis de orina.

Tratamiento para la vaginitis tricomoniasis

A veces, se puede descubrir la vaginitis tricomoniasis en las pruebas de Papanicolaou en mujeres que no presentan síntomas. Es vital someterse a una prueba si crees que puedes haber estado expuesta al parásito.

¿Cuáles son los tratamientos para la tricomoniasis?

Nueve de cada 10 mujeres con vaginitis tricomoniasis se curan con un solo tratamiento de antibióticos. Los casos difíciles pueden requerir dosis más altas administradas en períodos de tiempo más largos. Es importante que las parejas sexuales también sean tratadas ya que la infección se puede pasar de nuevo.

El fármaco más utilizado para combatir la tricomoniasis es el metronidazol (nombre de marca Flagyl), que viene en forma de pastillas que se toma por vía oral y en forma de gel para el uso vaginal. Si tomas Flagyl por vía oral, puedes experimentar efectos secundarios como náuseas, vómitos o un sabor metálico. Puedes minimizar las molestias al tomar el medicamento durante o inmediatamente después de una comida. Evita el consumo de alcohol dentro de las 24 horas de haber tomado el medicamento. Si lo haces, puedes experimentar dolor abdominal y vómitos severos.

Si no quieres tomar antibióticos, puedes probar primero con algunos remedios caseros para la vaginitis tricomoniasis.